Home / Historias / Lo más sano es dejar ir aquello que duele… aunque duela y mucho

Lo más sano es dejar ir aquello que duele… aunque duela y mucho

/
/
/
219 Views

Dicen que dejar ir aquello que amas es una gran prueba de amor, muchos afirman que no es así, que se trata de cobardía, pero yo pienso todo lo contrario. Dejar ir aquello que amas es una gran prueba de amor hacia nosotros mismos, porque aun a pesar de amar tanto no nos nublamos la vista y nos aferramos a algo que nos está lastimando, soltamos aunque duele, demostrándonos así que lo principal es el amor propio y nuestro bienestar emocional.

Dejar ir es un acto de fortaleza y valentía. Un acto que nos ayuda a crecer y madurar.Es comprender que simplemente hay cosas que no pueden ser y hay personas que definitivamente no pueden permanecer a nuestro lado, aun cuando las amemos demasiado.

También es necesario aprender a soltar para avanzar. A veces hay situaciones o personas que tienen demasiado peso en nosotros y esto nos prohíbe seguir avanzando y vivir. Nos vamos perdiendo de momentos y experiencias, de personas que están a nuestro alrededor, ignorando que todo aquello que se suelta nos ayuda a conformar un presente más auténtico, más sano y más productivo.

Dejar ir significa darse cuenta de que algunas personas forman parte de tu historia, pero no son tu destino. —Steve Maraboli

Debemos asumir que la vida va poniendo personas y situaciones en nuestro camino como lecciones, pero también como lecciones las va quitando. Duele aceptar que lo mejor es cortar ciertos vínculos, porque en su momento es casi imposible soportar que aquello que nos hacía inmensamente felices, ya no lo podremos tener más. Sin embargo, asumirlo de la mejor manera posible y comprender que hay círculos que debemos cerrar por nuestro bien, nos ayudará en gran medida a superar más rápido cualquier duelo.

Definitivamente nadie merece vivir atado a sentimientos, recuerdos y nostalgias que lastiman, que nos hacen estancarnos en un abismo. ¡Suelta y libérate de todo aquello que no te hace ningún bien! ¡Permítete avanzar! Y conserva lo vivido como un tesoro preciado. Guarda en tu corazón a aquellas personas que no han podido quedarse en tu vida. Empaca lágrimas, dolor y pesares y vuelve a empezar. Suena fácil pero verdaderamente no lo es. Se requiere mucha fuerza de voluntad y valentía, pero eres capaz de eso y de mucho más.

El secreto no es olvidar sino dejar ir. Y cuando todo se ha ido, serás rico en la pérdida. – Rebecca Solnit

En realidad dejar ir no se trata de olvidar, creo que en realidad nunca se olvida pero si se llega a superar. Aun cuando sea algo o alguien que nos haya dado amor, alegrías, ilusiones y nos haya dado felicidad, todo es posible si no los proponemos y acabamos por entender que la vida se conforma por ciclos y algunos son mejor cerrar por más que duela.

Muchos asumen que la vida es dejarse llevar, no resistirse y dejar que todo fluya. Sin embargo, yo creo que todos necesitamos y requerimos de alguien que nos quiera de igual forma hoy y mañana. Por ello es necesario saber lo que realmente queremos para nosotros mismos y conocer nuestros límites, es decir, saber que tanto somos capaces de dar, tener claro lo que esperamos recibir y que tanto podemos resistir, porque si aquella persona que hemos elegido nos está llevando por el camino de la infelicidad, lo más sano será soltarla y continuar nuestro camino.

Muy a pesar del amor, del cariño, la estima y la pasión, es bueno reconocer que no todas las relaciones son sanas, ni sabias y no todos los amores llegan para quedarse.Se requiere de una buena autoestima y un carácter fuerte para defender y poner por encima de cualquier cosa nuestra dignidad, no dejarla pisar. Finalmente dejar ir a quien no se quiere quedar, también es madurar.

Demolí todos los puentes detrás de mí para no tener otra opción que seguir adelante. – Fridtjof Nansen

dcsd

No hay nada que esclavice más que aferrarse al pasado. El pasado no se borra ni se edita ni se olvida, pero nos enseña. Nunca podremos obligar a las personas a querernos como nosotros queremos o como nos gustaría que lo hicieran y finalmente para superar ambas situaciones en las que debemos aprender que ni se olvida ni se obliga, primero es necesario aceptar.

Algún día todo tendrá sentido, el dolor de ahora, el caos y la incertidumbre por dejar ir lo que antes te definía, será mañana esa puerta que te traerá cosas mucho mejores, porque recuerda… todo ocurre por alguna razón. No te lastimes llenándote el corazón de malos sentimientos o la cabeza de malos pensamientos. Agradece a cada persona el trayecto que ha tenido en tu vida y recuerda que toda experiencia ha valido la pena ser vivida.

Vestibulum nec placerat orci. Mauris vehicula

Vestibulum nec placerat orci. Mauris vehicula,Vestibulum nec placerat orci. Mauris vehicula

Leave a Comment

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *